La web 2.0 ha producido un cambio  importante en Internet que ha pasado de ser un espacio de solo lectura a ser uno participativo (¿todavía no lo haces?)  de lectura/escritura.  Todos participamos, y eso genera dinámicas más fluidas y complejas en la red.

Ultimamente escucho el apellido 2.0 por todos los lados (Empresa 2.0, Elearnig 2.0, Turismo 2.0, etc.) y, además de cierto oportunismo y moda que pueda haber en el asunto, es muy posible que estas herramientas y la forma de trabajar que proponen, estén cambiando como concebimos una parte importante del mundo que nos rodea.

Y de qué va este cambio, pues, en general, de escribir también…pero en nuestra vida. Esto es, pasamos de que nos digan que tenemos que hacer (lectores pasivos) a tomar las riendas de nuestras decisiones (escritores activos).  Y es que ahora somos dueños del principal bien económico: nuestra capacidad de generar ideas y conocimiento. Así, el poder se descentraliza, se distribuye a cada uno de nosotros, solo limitado por nuestra responsabilidad y reputación a ojos de los demás. No obstante, como señalan en Funky Business después de exclamar ¡al fin libres! viene el vértigo de las responsabilidades. Pero no olvides nunca que mientras la libertad puede ser buena o mala, la ausencia de libertad sólo puede ser mala.

David Gurteen ha desarrollado mucho más, y mejor, estas ideas y nos ofrece una comparativa entre el viejo mundo o, mundo 1.0, y el nuevo escenario 2.0 (a la que yo he añadido un par de ideas). Como todo es discutible pero al menos da que pensar.

Mundo 1.0 Mundo 2.0
–El intercambio de conocimiento y el aprendizaje en general es impuesto como trabajo adicional –El intercambio de conocimiento y el aprendizaje colectivo es bienvenido como una parte natural del trabajo diario
–El trabajo se realiza a puerta cerrada –El trabajo se realiza de forma transparente ante la mirada del resto de personas
–Las TICs son impuestas a las personas –Las personas seleccionan las herramientas que son más adecuadas a sus necesidades
–Las personas están controladas por el temor a que lo van a hacer mal –Las personas tienen libertad a cambio de responsabilidad
–La creación y difusión de información está centralizada, protegida y controlada –La información es distribuida libremente. Todos podemos crear y difundir
–Las personas piensan en solitario –Las personas piensan en alto y de forma colaborativa
–Las personas tienden a escribir en tercera persona, con un tono profesional –Las personas escriben en primera persona y con su propia voz
–Todos, especialmente las personas revestidas de autoridad, estámos cerrados a nuevas ideas y a nuevas formas de trabajar –Tod@s estamos abiert@s a nuevas ideas
–La información es distribuida a las personas independientemente de si lo han pedido o no –Las personas deciden que información necesitan y se suscriben a ella
–El mundo es analizado bajo una óptica Newtoniana de causa efecto. –El mundo es complejo y para analizarlo se requiere variedad de perspectivas
–Nuestro PC es la plataforma de trabajo –Internet es nuestra plataforma de trabajo
–La información está atrapada en formatos diversos que hacen difícil su flujo –Los formatos de la información se estandarizan facilitando el flujo, la remezcla  y la integración de los contenidos

Puedes sentirte en la tentación de catalogar todas estas ideas como buenas o malas. No caigas en la tentación. La evolución no es buena o mala: simplemente es.