La noticia de que El instituto de Empresa ha liberado sus contenidos multimedia ha sido una de las noticias del día sin duda.  Enrique Dans, profesor en esta institución destaca en su blog las ventajas que para el Instituto de Empresa puede tener esta iniciativa: mayor visibilidad, posicionamiento como referencia y aumento del interés de los potenciales alumnos y empresas al poder éstos ver de antemano parte del material que se produce.

Lo cierto es que a nivel mundial ya hay una iniciativa, el Open Courseware Consortium,  que agrupa a universidades que comparten parte de sus contenidos bajo una licencia Creative Commons. Este mismo año la UPV/EHU se adhirió a esta iniciativa y ya estaban antes otras universidades españolas. Sin embargo, tengo la sensación personal de que por aquí este movimiento tiene poca fuerza aún, y que los cursos y los materiales compartidos son más bien escasos. Quizás este movimiento del Instituto de Empresa avive un poco el interés por la iniciativa Open Courseware, ¡¡ojalá!!. Algunas universidades americanas sí que han apostado fuerte como por ejemplo el promotor principal de esta iniciativa , el MIT, que ya desde hace unos años ha abierto muchos de sus cursos a través de su plataforma MITOPENCOURSEWARE. Sin embargo no es la única, Berkeley o Stanford son otros ejemplos de universidades que hacen cosas interesantes en este campo.

No estoy seguro sobre cuál puede ser el problema por el que por aquí este fenómeno no esté teniendo mucho desarrollo. Se me ocurren dos explicaciones, una primera tiene que ver con el hecho de que las universidades, y sus profesores, aún están convencidas de que proteger información es poder cuando, realmente, en está época compartir información incrementa el valor de la misma y de su poseedor. La otra posibilidad que me viene a la mente es que la universidades sí que sean conscientes del valor de compartir conocimiento pero que no tengan los suficientes contenidos como para que les resulte atractivo dejarse ver. Sería pues, una estrategia de proteger la pobreza no la riqueza. Realmente, si esta segunda razón es de peso el movimiento del Instituto de Empresa es muy inteligente al ser un reto para que los demás también se desnuden y dejen ver sus vergüenzas, porque si no lo hacen podemos pensar que tienen mucho que ocultar y poco que enseñar.

¿Quiere esto decir que el Instituto de Empresa es una institución abierta? Realmente es un paso importante pero una universidad abierta debería significar más cosas, como por ejemplo…

  • La investigación que la universidad produce debería ser de acceso libre. (lo que choca frontalmente con el sistema de publicación en revistas de pago actual y, consecuentemente, con la forma en la que se valoran, al menos en parte, los méritos del claustro)
  • Los materiales de los cursos deben ser recursos educacionales libres. (este es el punto del que hemos hablado en este post)
  • La universidad debería adoptar por defecto software y estándares de código abierto.
  • Si la universidad tiene patentes estaría dispuesta a licenciar dichas patentes gratuitamente para software de código abierto, medicamentos esenciales…y otro tipo de bienes públicos de primera necesidad
  • La universidad funciona como una red que refleja la naturaleza abierta de la web.

Este último punto supone, entre otras cosas, cambiar la forma en la que nos relacionamos con los alumnos no sólo en el proceso docente sino también en la forma en que incorporamos sus opiniones, conocimientos y experiencias desde el momento mismo en el que estamos concibiendo las asignaturas hasta el momento de su valoración. También supone abrir la universidad a la sociedad, romper  el entorno cerrado de las clases y los proyectos de investigación, y escuchar las inquietudes e ideas de otras personas para conversar y colaborar con ellas de tú a tú. Realmente, es un cambio muy importante y que puede producir vértigo a primera vista pero, también es una oportunidad para aquellas universidades que quieran ser diferentes, que quieran sobresalir de la sobrevalorada normalidad. ¿Podemos/queremos ser nosotros esa universidad?